Ulysse Nardin celebra Geneva Watch Days con dos nuevas versiones de sus modelos Lady Diver de 39 mm y Blast Tourbillon de 45 mm, ambos inspirados en los colores del arcoíris presentes en el silicio.

Siempre pionera, en 2001 fue la primera marca de relojería en introducir un reloj con componentes del escape de silicio, naciendo así el Freak y la auténtica relojería contemporánea. Desde entonces, Ulysse Nardin ha incorporado este semimetal en varios de sus movimientos, incluido el calibre UN-172 del Blast Tourbillon y el calibre UN-816 del Lady Diver. 

Inspirados, pues, en los colores brillantes de este material revolucionario, los biseles de estos dos nuevos modelos están adornados con piedras preciosas de color púrpura, verde, azul o rosa que brillan a la luz del sol para crear un efecto arcoíris. 

Blast Tourbillon de 45 mm

Las formas geométricas de la esfera esqueletada en forma de «X» con un microrrotor de platino situado a las 12 horas amplifican el diseño tradicional de este reloj que ha sido adornado con un total de 50 rubíes y zafiros talla baguette en el bisel y los índices, lo que le proporciona un toque glamuroso y genderless al mismo tiempo.

Hermético hasta 50 metros e impulsado por un tourbillon volante automático, el Blast está impulsado por el movimiento calibre UN-172 con tecnología de Silicio (rueda de escape, áncora y espiral) con 72 horas de reserva de marcha alojado en una caja de titanio DLC negro y coronado por una cerámica negra pulida y arenada.

Esta edición limitada de 50 ejemplares viene con una correa de caucho aterciopelado resistente al agua o una correa de piel de aligátor negra, junto con un cierre desplegable de titanio DLC negro y cerámica negra. 

Lady Diver Rainbow

Por su parte, la novedad destinada a las mujeres – en blanco o negro- es la última generación del Lady Diver de 2019 con toques decorativos llamativos. Cuarenta piedras (rubíes, aguamarinas, topacios, tsavoritas y zafiros) están engastadas en el bisel unidireccional cóncavo de este nuevo reloj, captando la luz sin importar la profundidad de la inmersión. Once diamantes a modo de índices aumentan el efecto centelleante del reloj y aportan un toque de elegancia a este sublime reloj de buceo.

El joven y deportivo modelo de 39 mm, hermético hasta 300 metros, es la encarnación del reloj funcional diseñado para sumergirse en las profundidades de los océanos del mundo con belleza y la más alta funcionalidad. El calibre automático UN-816 con tecnología de Silicio es el corazón palpitante de cada reloj Diver, indicando las horas, los minutos, los segundos y la fecha.

Tanto el modelo en blanco y como en negro se presentan en una edición limitada de 300 relojes cada una con una correa de caucho estructurada blanca o negra. 

2 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí