Montblanc elimina el oxígeno en su último reloj creado para el montañismo, que lucirá su nuevo Mark Maker Nimsdai Purja para ponerlo a prueba en su próxima expedición al Everest. En su afán por crear instrumentos de cronometría profesionales para los exploradores actuales, el último modelo 1858 Geosphere incorpora un movimiento de cronógrafo completamente nuevo, en el que se ha eliminado por completo el oxígeno. La ausencia de oxígeno en el interior del movimiento no solo elimina el empañamiento, que puede producirse con los cambios de temperatura en las alturas, sino que también evita la oxidación.

Esta edición de 290 piezas luce una caja de titanio pulido de 44 mm, un grabado 3D en el fondo y cuenta con esfera azul con motivo de glaciar. Está equipado con el movimiento cronógrafo automático de Manufactura MB 29.27 con complicación de hora mundial.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí